Nada Personal

Peña Nieto cubierto por los marinos

J.M. Pasado



* Karime Macías se fue volando a Londres
* Tarek Abdalá desapareció al mismo tiempo
Hay tanta inseguridad que yo ya salgo de casa con las manos arriba.

María Elena Fisher

El presidente Enrique Peña Nieto vino el viernes a Veracruz para celebrar la heroica defensa de los marinos y el pueblo veracruzano de la invasión de 1914 y tomar el juramento a la bandera de 263 cadetes.

Tuvo otras actividades, pero todas dentro del recinto de la Escuela Naval Militar, adonde llegó y salió en helicóptero.

El Estado Mayor Presidencial tomó medidas de seguridad extremas, con absoluta razón. Ayer mismo, en el puerto de Veracruz fue asaltado el Banco Santander, hubo un secuestro, otro exprés, y hasta la bandera nacional que ondea en el malecón, se desplomó hasta la base.

El gobernador Miguel Ángel Yunes Linares tuvo una presencia más que discreta. Los reflectores fueron para el Presidente y para los secretarios de Marina y de la Defensa, a los lados del mandatario, que por protocolo debe situarse junto al Jefe del Ejecutivo. No esta vez.

El Presidente elogió el comportamiento impecable de nuestras fuerzas armadas, en las que hoy, más que nunca, sostiene a un gobierno acotado y penetrado por el crimen organizado y amenazado por la política agresiva, torpe y errática del nuevo gobierno de los Estados Unidos que preside Donald Trump. Por el momento nos salva la circunstancia de que el sistema norteamericano impide que su mandatario se desboque.

El Presiente también reafirmó su convicción de que el que la hace la paga, lo que veremos con Javier Duarte de Ochoa, en proceso de extradición de Guatemala, en lugar de haber sido deportado por ingresar a ese país con pasaporte falso, igual que la señora Karime Macías, quien rápidamente se fue volando a Londres.

Casualmente, el diputado en riesgo de perder su fuero Tarek Abdalá, íntimo amigo de la pareja, desapareció.

Por su lealtad a Duarte se presume que se hará cargo de la protección de la señora y de sus tres hijos, aunque hay quienes lo dudan y más bien prevén un happy end, sin Duarte en medio.

Duarte, por otro lado, tenía vínculos de negocios con funcionarios guatemaltecos, que, agradecidos, parecen bien dispuestos a ayudarlo con el trámite de la extradición, que se resolverá con las elecciones del 4 de junio próximo. Si gana el PRI, Duarte se salvará. Si pierde, otro será su destino.

Mientras tanto, el gobierno federal está advertido que no todos los que van tras Duarte buscan justicia, sino compartir, a cambio de impunidad o indulgencia, parte de lo hurtado. También tendrían 100 años de perdón.

¿DE QUIEN ES JEMMOMA?

Muy bien hará el presidente municipal de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez, en explicar qué clase de vínculos tiene con la próspera empresa JEMMOMA, pues vehículos con su nombre se estacionan frente al edificio de su suegro Domingo Yorio, en el Paseo de las Animas y Jacarandas, donde tuvo sus oficinas de campaña electoral. Para que nadie manche su hasta ahora impoluto nombre. Los cazadores de brujas andan muy activos y su imaginación se calienta en primavera.

La rectora de la Universidad Veracruzana, Sara Ladrón de Guevara, inauguró al atardecer del pasado viernes, la 24 Feria Internacional del Libro Universitario, en el Gimnasio Omega, repleto de libros, escritores, periodistas, intelectuales y promotores del arte y la cultura, como la admirada maestra Norma Yolanda López, fundadora y directora de la prestigiada academia de danza Isadora, desde hace 20 años.

Acompañaron a la Rectora también la secretaria de Finanzas, Tula Guerrero, en nombre del gobernador Miguel Ángel Yunes, el alcalde Américo Zúñiga. Desde aquí la felicitamos.

La ambición del poder

Por increíble que parezca, Miguel Ángel Yunes Linares, ya se siente presidenciable y cree tener los suficientes méritos para que el PAN lo ponga en la lista de los aspirantes que sí tienen un cono de huevos para enfrentar al enemigo a vencer que es nada más y nada menos que Andrés Manuel López Obrador.

En casi cuatro meses de gobierno, Miguel Ángel Yunes, no ha dejado un buen sabor de boca y son miles los desilusionados con su actuar, al grado que han volteado los ojos y los votos para el partido de moda, Morena, que dicho sea de paso, es la última esperanza que queda en este mar de partidos y políticos impregnados de la maldita corrupción e impunidad.

Pero Miguel Ángel pretende sentar bien sus reales del monopolio y por eso ha impuesto en el PAN a Fernando Yunes Márquez, como candidato al gobierno municipal del puerto
de Veracruz, municipio que no está nada conforme con el gobierno que ha ejercido el priista Ramón Poo, de la dinastía duartista, y donde el partido de Andrés Manuel López Obrador, ha crecido enormidades.

Sin embargo, no contaban con que el empresario del fútbol, Fidel Kuri Grajales, propietario del Club Tiburones Rojos del Veracruz, que está a nada de salvarse del descenso, le entraría a la disputa por la alcaldía de ese puerto, postulado por el PRI.

Kuri, es político entrón, es experto en levantarse de las adversidad y vencer. Lo hemos visto en elecciones donde lleva todas las de perder, para ganar. Lo hemos visto conducir un equipo de ascenso y a la vuelta de la esquina, ya está en las grandes ligas, así que el poder de Miguel Ángel Yunes Linares, no tendrá a un pequeño adversario, porque la lucha electoral no será con el hijo Fernando, sino con el papá que es el mandamás del estado y de los recursos.

Bien dicen que los políticos son insaciables, entre más tienen, más ambicionan. Uno de los grandes sueños de Miguel Ángel Yunes, era ser gobernador y ahora que lo es, ha quedado a deber mucho, ha demostrado que sigue siendo el mismo de siempre, lleno de odio y rencor, siempre con sed de venganza, cobrando facturas, en lugar de sumar.

Ahora sabemos que a Miguel Ángel, según sus aduladores, le ha quedado chica la gubernatura que ya se siente con los suficientes méritos para alcanzar la grande, la presidencia de la República, eso sí, heredando a su otro hijo, Miguel Ángel Yunes Márquez, la gubernatura para el 2018.

Sin embargo, nadie le ha dicho a Miguel Ángel que para lograr todo lo que ambiciona primero tiene que hacer un buen gobierno para los veracruzanos y hasta el momento ha quedado a deber en materia de seguridad y empleo. Son miles los que su gobierno ha despedido, por lo que serán miles los votos que pierda en las urnas y con ello puede venir la debacle de un gobierno del cambio que intentó ser diferente, pero no pudo.

Las simpatías están con Morena, la última opción para buscar acabar con la corrupción que tanto daño ha hecho al país, tanto de los gobiernos priistas como de los panistas que son lo mismo. El crecimiento en Veracruz del partido que comanda el tabasqueño Andrés Manuel López Obrador, va a la alza y ya no hay mucho tiempo para revertirlo, al menos no en estas elecciones municipales en las que debemos estar atentos si con lo que ha hecho Yunes Linares, le alcanza para fortalecer el monopolio de los Yunes, o lo derrota el Peje.

Vamos a ver de qué cuero salen más correas.

NO MARCHEN

No queda duda, Karime Macías ha sido exonerada por el gobierno de Enrique Peña Nieto, por lo que a estas alturas del partido, ya se piensa que quien entregó a Javier Duarte de Ochoa, fue precisamente su esposa. De otra manera no se entiende que la hayan dejado salir del país guatemalteco con sus hijos, Javier, Emilio y Carolina, así como sus padres, su hermana y su cuñado, rumbo a Londres, Inglaterra, un lugar de los más caros del mundo para vivir, y dejar a su suerte a su cómplice en el saqueo de las arcas públicas veracruzanas… Por cierto que el clamor popular es que sea desaforado Tarek Abdalá y sea llevado a juicio, encarcelado y que regrese todo lo que atracó cuando fue tesorero del estado al servicio de la familia Duarte-Macías. Si el PRI se empeña en protegerlo pagará muy caro esa decisión de cobijar a un ladrón de cuello blanco. Otros que deberían ser desaforados son: Alberto Silva Ramos, Edgar Spinoso Carrera, Jorge Carvallo y Erick Lagos Martínez, quienes también atracaron los dineros del estado y formaron parte de esa élite de corrupción que lideró Javier Duarte de Ochoa… Vaya necedad de los patrocinadores de David Velasco Chedraui por hacerlo candidato de la alianza PAN-PRD por Xalapa. Es más, al mismo davicho ni siquiera le interesa que lo postulen; quiere dedicarse a la cuestión empresarial en lugar de andar metido en la política. Ana Mirian, ha hecho la parte que le corresponde y se merece una oportunidad con muchas posibilidades de triunfo. Así que anoche se despejó la incógnita y Anita se despojó del estrés, luego de su registro. Felicidades… Una buena noticia dio anoche el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, el gobierno del estado de Veracruz expropió una casa de Javier Duarte de Ochoa en Tlacotalpan, porque se descubrió que fue comprada con dinero público a través de prestanombres. La vivienda fue puesta a disposición del Instituto Veracruzano de la Cultura. Bien... Nos vemos mañana.